Cambio de Mentalidad Hacia El Éxito

Paradigmas… Son el conjunto de creencias y pensamientos que vamos adquiriendo durante nuestra etapa inicial de vida y con el que crecemos a lo largo de ella; conformando así nuestra visión del mundo, la cual por supuesto consideramos que es acertada pero, ¿alguna vez nos planteamos hacer un cambio de mentalidad?

¿Qué tan acertada o errada es nuestra forma de ver la vida? ¿qué tanto nos beneficia o perjudica nuestra forma de pensar? ¿Acaso nos tomamos la molestia de cuestionarnos a nosotros mismos? Muy probablemente esto no suceda mientras las cosas nos salgan como queremos; pero cuando no es así, en momentos de crisis (existencial, económica, etc.), es cuando solemos preguntarnos “qué está mal”.

Hablar sobre cambiar nuestra mentalidad es más fácil que hacerlo, pero también es tan complicado como nosotros queramos que sea. Lo importante primero es reconocer que nuestra forma de pensar, la forma en que hacemos las cosas no nos da los resultados que buscamos; y entonces planificar y ejecutar acciones diferentes que nos permitan lograr nuestros objetivos.

Por ejemplo, hace más de 10 años internet no era considerado seriamente por las empresas como una vía para hacer negocios. Sin embargo, poco a poco los dirigentes de dichas organizaciones tuvieron un cambio de mentalidad, vieron el potencial enorme de este medio para generar mayores ganancias y han podido explotarlo para su beneficio.

Antes de eso, internet no servía como medio para generar dinero, no era al menos algo cotidiano en el mundo de los negocios. Pero no por ello significaba que no se pudiera hacer, simplemente se necesitaba de una forma de pensar distinta para ver la oportunidad que se tenía en frente.

Pero, ¿qué pasa cuando eres exitoso en lo que haces, tus resultados son de acuerdo a tus expectativas y has logrado lo que te propones pero… de repente las cosas dejan de ser así? ¿Qué haces cuando se te presenta un reto nuevo en el que lo que te funcionaba ya no lo hace más?

¡Comparte este artículo!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *